Hace unos días hablaba con una amiga. Me contaba que echaba mucho de menos a un hombre con el que había tenido un romance fugaz pero intenso. Ayer me envió un poema que había escrito para desahogarse un poco. Cuando lo leí me quedé sin palabras. Me encanta cómo expresa algo que seguramente todos hemos sentido alguna vez. Me encanta cómo entra en lo que siente; me encanta su mirada clara y amorosa hacia lo que le está pasando. Me inspira su manera de hablar de ese “hueco” que nadie mejor que uno mismo va a llenar… si es que hay que llenarlo.

Mi amiga se llama Ana Ballester y me da permiso para que comparta su poema. Aquí lo tienes, espero que te guste. Gracias, Ana.

 

Cómo te echo de menos…

 

Pero el hueco que siento,

después de todo,

quizás no es tuyo

sino de alguien, así, en general,

y probablemente simplemente es mío.

 

Seguramente yo,

nómada de mí,

todavía no he sabido ocuparlo,

rellenarlo,

descubrirlo.

O simplemente estar con él

y respirarlo.

 

Y después de todo solo es un hueco,

ahí, en la boca del estómago,

un hormigueo en las piernas,

un aleteo en el corazón,

una cierta tensión en la garganta

y una molestia en el entrecejo.

Nada más…

 

El resto son ideas,

muchas ideas,

de lo que debería ser,

de lo que podría haber sido,

de lo que quisiera que fuese,

del qué dirán o cómo lo verán…

 

¿Realmente te echo de menos?

11 comentarios
  1. Joshua
    Joshua Dice:

    Pues claro q se echa de menos algo bonito y pasional sobre todo pasional, y yo también “echo de menos” momentos y sensaciones únicas pues el contacto con las personas es lo q nos da momentos vivaces y sentidos, con el tiempo dolerá menos, se “pensará” menos pero no olvidaremos, aunque se quedara en una neblina de buenas sensaciones para recordar 👍

    Responder
  2. Manuela
    Manuela Dice:

    Muchas gracias, Beatriz. Es magnífico. Me encanta la manera como describe el hueco. Luego cuando dice que el resto son ideas me recuerda mucho las cosas que tú nos enseñas.
    Gracias por compartir un poema tan lleno de sentimiento. Tu amiga tiene una gran sensibilidad y una gran capacidad para poder expresar con palabras algo tan difícil como es un sentimiento.
    Muchas gracias a ti y también a tu amiga Ana y un fuerte abrazo.

    Responder
    • Beatriz
      Beatriz Dice:

      Manuela, gracias a ti también, por tus palabras, por estar ahí. Te mando un abrazo muy fuerte, me alegro de que te haya gustado

      Responder
    • Beatriz
      Beatriz Dice:

      La conciencia? El conocer? No lo sé… eso también son conceptos. Meditando, en silencio quizás pueda tener la experiencia

      Responder

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *